Recopa Sudamericana: River 1 – San Lorenzo 0

 

Con gol de Carlos Sánchez a los 78 minutos River venció a San Lorenzo por 1 a 0 y va a disputar el partido de vuelta con una pequeña ventaja.

Sigue leyendo

Anuncios

10 Grandes momentos de Riquelme – Lado B

Alguien tenía que recoger el guante y contar el lado B por más antipopular que sea. Lloverán las puteadas, puede ser, pero también caerán puras verdades en forma de precipitaciones (?). En este listado (que no está expuesto por orden de importancia ni por cronología de los hechos) no encontrarán asados ni lesiones, pero si suficientes contradicciones que rodean la figura del líder y su discurso.

Sigue leyendo

¿Sirve el verano?

Con el triunfo de Racing ante Independiente por la prestigiosa Copa Ciudad de Avellaneda (?) una nueva temporada de Torneos de Verano ha llegado a su fin. Este año, el morbo de los clásicos le ha dado una nueva tonalidad, haciendo de estos clásicos una prueba de fuego para marcar el mapa de lo que será la temporada. Sigue leyendo

Un bostero cualquiera

o_boca_juniors_juan_roman_riquelme-4691220

La información objetiva y cruda la van a encontrar hoy en todos los portales de internet, diarios impresos, radios y noticieros televisivos. Van a repetir hasta el hartazgo las mismas imágenes, matizadas con los goles, lo mismo de siempre, la parejita de todos los noticieros harán un comentario/chiste al volver a estudios centrales.

¿Y en esta página? ¿En estas líneas que siguen qué? No sé, pero si puedo decir qué no. No esperen un listado de hazañas y momentos cumbre for dummies. No vengan a buscar un análisis sesudo y a la vez aséptico (“que no se compromete ni expresa sentimientos”). Termeaje barato, chistes sobre amarguras, respuestas de LTAadentrismo y demases, en los comentarios (que a eso también venimos, caramba). ¿Qué hay acá entonces? Palabras de un bostero cualquiera. Están avisados.

 27 de Agosto del 2008 – Bombonera

Estamos perdiendo 2 a 1 contra Arsenal por uno de las copas que jugamos seguido en estos meses. Ay pero ¿cuál es? La Supercopa, contesta un viejo de al lado a la pregunta hecha por una minita genérica. Yo solo pienso que me tengo que bancar estos boludos y estas boludeces, te ofrecieron dos entradas a la platea baja y acá estás, rodeado de gente que podría estar ahí o en una oficina del microcentro, o en un cacerolazo por el campo (“montonero asesino!” le gritaron a Carlos Kunkel cuando pasó cerca) y sería para ellos más o menos lo mismo.

Pero no para vos. Vos sabés bien porqué aceptaste esas entradas aunque fueran para un sector de la cancha que no frecuentás ni te gusta.

 15 de febrero del 2011 – Caballito

Salimos con mi mujer del consultorio de la obstetra donde ella se acaba de hacer una ecografía en su quinto mes de embarazo. Cuando la técnica nos confirmó en palabras lo que la pantalla mostraba más que obviamente, que el hijo que esperábamos era un varón se me mezclaron varias ideas juntas en la cabeza. Quizás tenía una pequeña preferencia porque sea una nena, pero una vez que las piernas abiertas de ese chico nos quitaron toda incertidumbre, después que ese remolino de felicidad que tenía en el bocho se fue disipando, un pensamiento se instaló más fuerte que todos los demás y solo restaba planear la forma de volver a plantearle a mi esposa lo que ella ya había desechado todas las veces que había salido el tema. Pero ahora, con esta confirmación era distinto. En el taxi de vuelta se lo digo, medio en chiste, a ver qué me dice.

Se retira de la práctica de fútbol profesional Juan Román Riquelme. Y de verdad que me puso triste saberlo. Primero, porque como bostero uno seguía teniendo la esperanza que más temprano que tarde lo íbamos a volver a disfrutar. Con esta dirigencia de mierda que tan mal nos hizo era imposible, pero… ponele que juega unos meses en Paraguay, y quizás por un milagro estos tipos pierden las elecciones, y entonces en enero lo teníamos de vuelta y… Todos pensábamos un poco en secreto algo así, aunque racionalmente sabíamos que era más ficción que realidad.

Segundo, porque jode saber que no lo vamos a ver más en una cancha, disfrutando él y haciéndonos disfrutar a los millones de espectadores de lo que hacía tan bien. Que era jugar al fútbol, pero abarcando todo el sentido posible que le podamos y queramos dar a esa frase. Porque en mis 25 años de seguir este deporte nunca vi a nadie jugar así en una cancha. Y si por televisión se veían sus pases en cortada, su control total de la pelota, sus tiros casi siempre bien direccionados, todo eso que a partir de ahora vamos a tener que buscar en compilados de youtube, era estando como espectador EN la cancha que podía verse a él en su real y total dimensión. De jugador de fútbol.

Ya dieron como 4 minutos de descuento y seguimos perdiendo. Muchos de alrededor ya trataron de irse hace rato pero la cana no deja salir a nadie, primero los visitantes dicen. Los 150? 200? que trajo Arsenal están desparramados allá arriba en la tribuna que les dieron. Por el costado del campo de juego se ven los arreglos para la premiación post-partido, gerontes de traje y señoritas de trajecito que están esperando que termine de una vez todo así entregan las medallas por la Recopa Sudamericana 2008 que Boca está a punto de ganar por diferencia de gol al haber triunfado 3 a 1 en el partido de ida.

Pero vos sabés realmente porqué fuiste a esa platea baja y, sacando a los que te rodean,  lo estás disfrutando a pleno.

Cuando van 3 minutos de descuento dan un tiro libre en la puerta del área, sobre el costado izquierdo de la misma. El agarra la pelota, la acomoda un par de veces con la mano. Le hace señas al árbitro de que la barrera se está adelantando. Y en medio de todo eso, que el Instituto de Lugares Comunes del Fútbol bautizó hace años como “La ceremonia de los tiros libres” vos que no le sacaste la mirada casi en todo el partido viste como la segunda vez que volvió a acomodar la pelota miró hacia el costado, hacia donde estás vos. Y te sonrió.

Ya está, entonces le vamos a poner Román, ¿no? Lograste largar la frase lo mas casual posible, aunque la pensaste 10 veces en el taxi antes de decirla. El tráfico por Rivadavia está un poco pesado, aunque es febrero, día semana y son las 7 de la tarde. Por suerte el tachero que tocó era uno de esos raros especímenes no habladores, así que después de decir el destino y un par de comentarios cruzados sobre las mejores alternativas de calles para llegar pudiste enfocarte en tu plan. Y ahora ya está, lo dijiste. Tu mujer, con la mano en la panza se da vuelta y te mira tan dulcemente como vos sabés que puede hacerlo.

Y tercero, y más importante para mí, me pone triste saber que Juan Román Riquelme se retira porque no voy a poder llevar a mi hijo a que lo vea a la cancha. Porque hasta la mitad del año pasado era muy chico, y cómo se te ocurre, y si pasa algo, y vos viste que de la nada se arma quilombo.

Y después se fue a Argentinos a jugar. Y aunque lo pensé varias veces, encima no me queda lejos, pero hay que asociarse, y se van a dar cuenta, por estas y más razones no lo hice. Aunque la verdadera razón es que tenía que ser en la Bombonera. En el patio de su casa. En el Templo o en ningún lado, ahora me doy cuenta que fue el ultimátum que yo inconscientemente me di.

Le pegó de borde interno, la pelota pasó por el medio de los únicos dos jugadores que formaban la barrera y que se abrieron al momento en que llegó a poner el pie junto al esférico, y éste se abrió camino sin levantarse mucho del suelo y con comba hasta el palo derecho del arquero que no pudo evitar que entre al arco, ahí bien abajo y esquinado.

Lo gritaste con alma y vida. Probablemente uno de los goles que ni él mismo debe acordarse que lo hizo, que solo evitó esa derrota en la estadística y no mucho más. Ni el más hermoso, ni el más importante, ni el que van a pasar todos los noticieros y los canales de deportes hoy y en estos días que vienen.

Pero este domingo 25 de enero del 2015, cuando a las 8 de la noche te llegó un mensaje al celular mientras estabas en un colectivo volviendo a tu casa con tu familia que decía nada mas (y nada menos) “Riquelme se retiró” fue el primer recuerdo que te vino de él a la mente. No fueron las gambetas y retenciones bajo la suela increíbles contra el Real Madrid en el 2000. O esa semifinal mágica contra el Palmeiras de un año después donde volvió locos a todos los brasucas. Ni la tristeza del Mundial 2006. Fue ese tiro libre.

No sé mi amor, la verdad que no me gusta mucho ese nombre. Ya sé que me vas a decir, pero vamos a seguir pensando si?

Vos te esperabas una respuesta similar, pero no por eso te molestó menos escucharla. No lo entiende, ni lo entendió, ni lo va a entender nunca. Pero vos la perdonás porque la amas y te dio ese hijo hermoso. Además ni le gusta el fútbol. Imaginate como tampoco lo pueden entender los de la contra. O los que lo ningunean, o se quedan en el personaje que de él armaron para los medios. Está bien, por ignorantes, por simples, los perdonás.

Fue ese tiro libre, ese simple gol de hace 6 años sin mucha importancia contra Arsenal de Sarandí en lo primero que pensé cuando me enteré que te retirás. Porque solo vos podías hacer tan simple un gol de tiro libre. Y porque yo se que entre quejas al referí y brazos en jarra, cuando volviste a dejar la pelota en su lugar me miraste y me sonreíste. Y en ese gesto que yo imaginé solo para mí vi como nunca lo que sos. Un chico cualquiera que estaba disfrutando de jugar al fútbol. Un bostero cualquiera que ama a este club y estos colores.

Gracias por tantos años de hacerme sentir que sentías eso. Fuiste uno de los pocos que lo logró.

Y de todos, el mejor.

 – Romero el de Retiro –

Racing campeón (?)

El equipo de Avellaneda le ganó 1-0 a Vélez con gol de Alvarado y se llevó la Copa Ciudad de Mar del Plata.

B8PswQYIMAAAcXT

Racing se llevó el primer triangular amistoso tras vencer por la mínima a Vélez en Mar del Plata.  El único gol del partido fue anotado por Alvarado. El encuentro comenzó con un Racing mucho más metido que su rival, e incluso en los primeros segundos de juego no le fue convalidado un gol de Castillón y hubo dos manos en el área no sancionadas mostrando que al línea el partido le chupaba un huevo al igual que al resto del mundo.

En el complemento no hubo mayores emociones, más allá de la expulsión de Pérez Acuña que dejó al Fortín con un jugador menos durante buena parte de esa etapa.

La previa:

Esta noche se define uno de los triangulares veraniegos de este 2015. Desde las 22:10 con el arbitraje de Saúl Laverni.

RACING-VELEZ

El equipo de Cocca irá con un equipo alternativo comparado con el que goleó 4-1 a Boca. En tanto los de Miguel Angel Russo mantienen la base del once titular con el que igualaron 2-2 ante los de Arruabarrena.

El que gane este partido se llevará la Copa Ciudad de Mar del Plata, pero el empate favorece al último campeón del fútbol argentino.

Probables formaciones:

Racing: Ibáñez, Díaz, Alvarado, Campi, Voboril, Castillón, Videla, Acevedo, Acuña, Castro y Fernández.

Vélez: Aguerre, Acuña, Amor, Gianetti, Jerez, Ramirez, Vera, G Ferreyra, Villalba, Caseres y Nanni.

Hora: 22:10

Árbitro: Saúl Laverni